Logo Estoc
Logo Estoc

Blog

15.06.17

Noticias L'estoc

Héroes del impacto social

El impacto social está de moda y para L'estoc siempre ha sido la misión principal. Puede parecer un concepto abstracto aunque para nosotros es muy sencillo.

El impacto social tiene que ver con las acciones que contribuyen a cambios positivos y sostenibles en beneficio de la sociedad. En L'estoc nos gusta crear valor social y por eso medimos nuestro éxito en términos humanos. Pero no somos los únicos que han elegido este nuevo paradigma. Te presentamos tres de las muchas empresas sociales que se guían por los valores humanos y sociales en Barcelona y el mundo.

La Casa de Carlota es un estudio de diseño profesional, original y talentoso. Está formado por un equipo muy creativo y capacitado (como nos gusta esta palabra!) de ilustradores y diseñadores. También tienen síndrome de Down y autismo. La Casa de Carlota es un referente de innovación social.

Cuideo es otra empresa fundada en Barcelona y formada por un grupo de profesionales con mucha empatía. Cuideo provee cuidadores expertos en Alzheimer a través de un servicio 100% accesible. Un impacto social que afecta a millones de familias hoy día.

Specialisterne es una corporación social que trabaja de manera innovadora contra la exclusión del mercado laboral de las personas con Trastornos del Espectro del Autismo (TEA). No encajar es una buena cosa en Specialisterne. Ayudan a la gente con TEA a acceder a entornos de trabajo en el que se les presentan las mejores oportunidades posibles para desarrollar su potencial. Estas personas no tienen que aprender a adaptarse a normas de trabajo: cómo ser un buen trabajador en equipo, la empatía, el manejo del estrés o la flexibilidad. Specialisterne proporciona la comprensión, formación y el apoyo que necesitan para poder desarrollarse plenamente y aportar su valor al mercado laboral para un impacto social increíble.

Nosotros creemos que la responsabilidad en nuestra sociedad la sumamos todos cuando medimos el éxito en términos de impacto social. Como podéis ver, vamos de muy buen camino.